CON ARCO Y FLECHA, GUARDIA INDÍGENA FRUSTRÓ GIGANTESCO OPERATIVO CONTRA MINERÍA ILEGAL

Ayúdanos a compartir la noticia
Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest

Una destrucción parcial de barcazas artesanales usadas en labores de minería ilegal al servicio de disidencias de las FARC de la estructura “Acacio Medina”, se reportó al término de un gigantesco operativo que fue frustrado por la oposición que según voceros militares, hicieron unidades de la guardia indígena, armadas con arcos y flechas.

La operación “ofensiva en contra de la minería ilegal”, incluyó un “movimiento táctico fluvial” de tropas de la 28ª Brigada, con apoyo del Comando contra el Narcotráfico y Amenazas Transnacionales del Ejército, respaldo de la Armada Nacional, la Fuerza Aérea Colombiana y coordinación con la Policía y la Fiscalía, permitió destruir apenas una de las dragas ilegales, instalada en una barcaza artesanal.

La destrucción fue valorada en una suma de  más de cien millones de pesos.

Esta operación se logró gracias a las denuncias realizadas por la población civil, las cuales señalan el grave daño ambiental que se estaba ocasionando en más de una hectárea, la cual tardaría entre 20 a 30 años en recuperarse ecológicamente.

Gracias al reconocimiento aéreo, las tropas llegaron hasta la comunidad de Puerto Payara, sobre el espejo de agua del río Inírida, en el departamento del Guainía, donde fueron ubicadas cuatro unidades de producción minera, pero solo una pudo ser destruida de manera controlada.

Según el informe castrense, personas que al parecer habitan en el sector, utilizaron a niños y mujeres en embarazo como escudos humanos; así mismo, “sujetos que serían integrantes de la guardia indígena, de manera hostil y amenazante, impidieron la intervención.

El Ejército convocó a un consejo extraordinario de seguridad con las autoridades civiles del departamento para denunciar este hecho que atenta contra los derechos humanos.

La explotación ilegal de oro es uno de los mayores verdugos para los recursos naturales y la biodiversidad.

El mercurio, metal utilizado para separar la pepa dorada de la roca, envenena ríos, suelos, animales y plantas; además, pone en peligro la salud de los habitantes ribereños.

PUBLICIDAD

ENVÍANOS TUS INQUIETUDES, TU OPINIÓN ES MUY IMPORTANTE

CONTENIDO RELACIONADO